Candidato a la presidencia de Ticataluña

No es verdad. Me presento: mi nombre el Golman Elizondo Pacheco. Y quiero ser su presidente.

Ahí estamos. Dando el paso. El salto al vacío. La vida pública. No cualquiera se presenta a unas elecciones, sino que no a cualquiera se le deja asumir un rol político cuando no tiene el derecho de participar en las mismas. La cosa, en sí misma, sería una irrupción maligna en la vida de la democracia. La democracia está por encima de los estados. Hasta, creo, podríamos llegar a coincidir.

No es verdad.

Habría que darse cuenta de que las frases categóricas han dejado de existir. No más verdades absolutas. Esto es el pasado. Es lo que fuimos. Lo que vemos en las imágenes, ligeramente más deterioradas que la última calidad de imagen que tenemos en nuestros dispositivos. Hemos cambiado de vida, y ni nos habíamos dado cuenta.

No es verdad.

El que usa la tecnología no necesariamente es un zoombie.

No es verdad.

Los zoombies no existen. En todo caso sería zombie.

No es verdad.

A algunos nos gusta disentir y fomentar que el argumento del némesis declamatorio pueda salir con una falasia todavía más fuera de lo normal. Es lo que tienen los subnormales.

No es verdad.

Se puede ser respetuoso y mandar a chingar a su madre a un puto.

No es verdad.

Por una frase la mitad de México estaría dispuesto a, como mínimo, partirme la cara.

No es verdad.

La violencia nos ha venido en todas las definiciones que hemos descrito durante la campaña política anterior. Tirémos de hemeroteca.

No es verdad.

Si todas las campañas sirvieran para purgar la mugre del pasado su ejercicio nos daría un infalible elixir de renovada pureza virginal.

No es verdad.

Aquí no todas somos vírgenes.

No es verdad.

Los pitos violan.

No es verdad.

Todos los pitos son vergas.

No es verdad.

Las malas lenguas nunca mueren.

No es verdad.

Soy romano.

No es verdad.

Soy más grande que Jesús.

No es verdad.

Yo viví lo que Jesús.

No es verdad.

En la cruz hablé con Dios Padre, y en cambio a mi sí me contestó.

No es verdad.

Los hermanos no siempre…

No es verdad.

Las hermanas curan al macho.

No es verdad.

El ser subnormal, subnormla prevalece.

No es verdad.

Subnormla no está mal escrito; tan sólo me invento cosas por afirmarme en la ficción.

No es verdad.

Yo soy poeta; de clase incomprendida.

No es verdad.

Toda mi poesía contiene un ;

No es verdad.

La cuestión es saber copiarle a quién.

No es verdad.

La sintaxis no tiene por qué tener la razón.

No es verdad.

El resto de España opuesto.

No es verdad.

Al español medio Ticataluña le suda la polla.

No es verdad.

La española cuando besa, olé.

No es verdad.

Los huevos se comen en el desayuno.

No es verdad.

No soy católico.

No es verdad.

No he pecado desde la última vez.

No es verdad.

Dios no aguanta una ópera.

No es verdad.

Stacatto se puede usar en español porque nuestra lengua carece de ese sonido que hace una semiautomática.

No es verdad.

La guerra como industria baña el resto del mercado.

No es verdad.

La renuncia a la falacia militarista tan sólo es un gesto marginal en la cultura bélica reinante en las campañas políticas de cada puto estado, subestado, partido, congregación, comunidad, club, equipo, selección, formato, profesión, colegio, guarderia, gimnasio, gervasio, la mina, ciudad, vecindad, barrio, playa, refugio, baterías, Rovira, Carmelo, Horta, New Barcino, Ticataluña, Tico commons, Nautilus, ficción, guión, propuesta, manuscrito, libro sagrado, bioblioteca, audiolibro, programa, show, canal, tienda, restaurante, hotel, residencia, universidad, maestría, doctorado, ministerio, consejería, departament, direcció, sindicat, caseta, espacio público, terraza, cancha, estadio, performance, festival, musical, transmediterranea, isla, port, festa, antro, taquería, pulpería, redacción, kiosko, nave, planeta, meteorito, estrella, multiverso.

No es verdad.

Yo no le puedo ofrecer el cielo; en cambio le ofrezo las estrellas.

No es verdad.

Me puedo inventar una campaña incluso llegando tarde.

No es verdad.

Usted no me va creer aunque le regale 99 argumentos.

No es verdad.

Usted y yo no nos vamos a entender porque usted es un caraepicha.

No es verdad.

El insulto nunca es la mejor opción.

No es verdad.

El parecer macho es un deber.

No es verdad.

Me la suda lo que piense.

No es verdad.

Yo si quiero le tuteo.

No es verdad.

Nunca pensé que supiera escribir.

No es verdad.

Hace tiempo que gané la liga.

No es verdad.

Yo puedo ser el nou d’un poble nou.

No es verdad.

Les traigo un plan que nunca antes se ha visto.

No es verdad.

Podría escribir nueve tratados contradictorias de aquí al día de las elecciones.

No es verdad.

No se le puede ganar al sistema desde fuera.

No es verdad.

Si topas con pared saltas el muro.

No es verdad.

La literatura no se entiende.

No es verdad.

Tener fobia a los libros se puede tratar.

No es verdad.

Tengo un manual de autoayuda.

No es verdad.

La filosofía me abrió los poros de todos los sentidos y por primera vez conjugué el saber estar en todas las magnitudes: la plenitud de un instante coronado con nuestra autoconsciencia: ama.

No es verdad.

La poesía puede parecer cursi y perenne.

No es verdad.

No se qué es perenne.

No es verdad.

¿Y qué no lo es?

No es verdad.

No se preguntarme más preguntas.

No es verdad.

Estoy harto de todo un poco.

No es verdad.

La vida es este momento.

No es verdad.

No sabes muy bien por qué pero te encanta la publicidad.

No es verdad.

Quieres vender tu alma a alguien que te transporte a otra realidad.

No es verdad.

Evades la vida por perseguir un sueño caduco.

No es verdad.

No quieres asumir todos los riesgos.

No es verdad.

El último discurso que di en un banco acabé grintando con tanta desesperación implorando a la institución humanidad ante nuestra incapacidad de que este riesgo lo hemos incurrido todos juntos y no nomas nosotras dos: Oceano Infierno y Golman.

No es verdad.

Supercuidadoras es una red social que atesora los recuerdos que el Alzheimer quiere mal.

No es verdad.

Yo me bajé del AVE cuando iba a toda velocidad. Me quedé entre Barcelona y Madrid en unos campos muy fértiles para las cruzadas imposibles de soñadores hasta los huevos de vosotros, hijos de la gran puta.

No es verdad.

El insulto a veces sabe a gloria.

No es verdad.

Las contradicciones de la vida te ponen feo ante el espejo.

No es verdad.

Al final acabamos tragando.

No es verdad.

Al último macho que le dieron por el culo añora con nostalgia la época aquella en la que pensaba que nunca le encontraría el gustirrín.

No es verdad.

El heteropatriarcado lo que más temen es que un día vengan y te de por el culo.

No es verdad.

No te jode.

No es verdad.

El mal nació en España.

No es verdad.

Lucifer sedujo a Cataluña.

No es verdad.

Ya ninguna de las dos tenía remedio.

No es verdad.

No me dejasteis otra alternativa más que rescatar este país por la única vía de derrotar todos los prejuicios: interpretando una ficción.

No es verdad.

Algunos estamos en ello desde hacia varas iteraciones del porvenir.

No es verdad.

Yo si me presente es con la verdad como bandera.

No es verdad.

Por qué habrías de creerme si ya le crees al personaje que se presenta a través de una ficción que te explota en la cara como un beso con segundas.

No es verdad.

Jesús se sacó de onda con el beso de Judas.

No es verdad.

Barrabás y Golman podrían transitar del día a la noche por las veredas en la que la noche se multiversa en jardines de senderos que se bifurcan.

No es verdad.

Nada me daría más placer que una guerra sucia con la RAE.

No es verdad.

La violanción a la lengua es violencia lengual.

No es verdad.

Me chupa un huevo está aceptado por la RAE.

No es verdad.

No toda la realeza apesta.

No es verdad.

No veas las fiestas que te pegarías con algunos monarcas.

No es verdad.

En un momento dado la vida del macho alfa rico nos llevaría al sitio en el que se encuentran las mujeres más inverosímiles que el mundo vanila arropa con un velo de poder en el que el dinero es DIOS.

No es verdad.

Si no eres rico no entras.

No es verdad.

Si te fijas quieres estar en el sitio en el que no se te da acceso.

No es verdad.

Amamos lo que no tenemos.

No es verdad.

Es un juego perverso que ponemos en el boicot de nuestra partida de ajedrez.

No es verdad.

Las matemáticas se aprenden hasta el final de la misma manera con la que se practica un deporte hasta ponerte a punto para la competición.

No es verdad.

Yo podría ser cualquier cosa.

No es verdad.

He querido ser lo que soy y aquí estoy bien.

No es verdad.

Todos tenemos una cruz más pesada que la del prójimo.

No es verdad.

La gerusia funciona.

No es verdad.

Yo he vivido el ágora lleno de empatía.

No es verdad.

Eso que pasó aquí es muy fuerte.

No es verdad.

Nos encanta odiar a unos.

No es verdad.

Me da vergüenza mi país.

No es verdad.

No podría estar más agradecido.

No es verdad.

Cuando le de vuelta a la carta lo verás.

No es verdad.

Mi única salida es esta.

No es verdad.

Escogí el camino más largo.

No es verdad.

Si llego a 99 feedbackloopers volteamos el mundo.

No es verdad.

Le damos vuelta al mapita.

No es verdad.

Redimensionamos los planos en una dimensión superior.

No es verdad.

Nos llevan a una versión incompleta de nuestra suficiencia emocional plena.

No es verdad.

Usted y yo podemos conquistar el mundo.

No es verdad.

Nos hemos comido todas las pelis gringas.

No es verdad.

Podemos estar en las antípodas de todo esto.

No es verdad.

Podemos cantar frente a 99999 gargantas coreando el coro enterno de tu canción.

No es verdad.

Podemos entrenar lo suficiente para que una ola nos transporte por el drop más sublime de nuestras vidas: en el que vamos en este momento.

No es verdad.

Leer te hará flipar.

No es verdad.

No he vendido nunca un libro.

No es verdad.

Nunca he vendido nada.

No es verdad.

Yo podría mentir y decir que no me vendo.

No es verdad.

Tengo diferentes precios para lo que creas que yo valgo.

No es verdad.

Se trata de un trato comercial.

No es verdad.

Yo te dije que iba ser tu candidato, pero que al haber llegado tarde, me presento bajo mis propias reglas. Y tu decidirás si me acompañas en el viaje. Esto va a ser muy fácil y transparente. Se trata de un modelo completo en las antípodas de esta mierda.

No es verdad.

Mi propuesta de valor, a día de hoy, vale lo que una cabeza olmeca. 7 de febrero de 2021.

No es verdad.

En siete días serán las elecciones.

No es verdad.

El poble nou tindrá llavors el seu punt de fuga.

No es veritat.

Al Liceu mai havia arrivat un nouvingut que tot just va dormir a la Rambla i en su segon aire va omplir un quadern gris senser en un impúls únic de lírica decimonónica local. Los Capuleto, los Montesquieu, los Herralde, los Cordero, los Elizondo, los Rovira, los Cucala, los Rabasa, los Monge, los Díaz-Alvarez, los Álvares de Toledo, los Bárcenas, los Sánchez, las Busquets, los Tusquets, los Lamadrid, Los López, los Alba, los Borbones, los Villarejo, los Bigotes, los argentos, el hermano pueblo gitano, los representantes sindicales, los anarquistas, las feministas, los pijoapartes, los rockabillies, los antifascistas, los del POUM, los obreros, los feminicidas, los inmigrantes ilegales, los inmigrantes nivel z, los inmigrantes nivel y, los inmigrantes nivel x, los inmi… nivel b y los inmigrantes nivel a. Favor de pasar a sus localidades, que la función está a punto de comenzar.

No es verdad.

Nunca se mezclan lenguas.

No es verdad.

Soy más papista que el papa.

No es verdad.

Mi papá és un homanot.

Ahí les va una leyenda: mi tata, para usted, don Olman Elizondo Morales es exactamente lo que Josep Pla describe. Y si no voy yo y lo digo, usted igual y no se entera: al César lo que es del César, y a mi papá, como Pla.
El darrer homanot: don Olman Elizondo i Morales.

No es verdad.

Pues debería de serlo.

No es verdad.

Organízate un change.org para otorgarle a mi tata un certificado de humanot. Hoy día, ¿quién podría escribir como Pla en su día?

No es verdad.

Aquí en este país ya sólo me queda ser Pla.

No es verdad.

Todo lo demás ya nomás más no me apetece.

No es verdad.

Pero en cambio no quisiera parecer malagradecido.

No es verdad.

Ni quisiera doraros la píldora, comeros la polla, o chuparos los cojones.

No es verdad.

En canvi, si vols: cunnilingus.

A veure si anirás aprenenent ticatalán, al cap i la fi.

«Los ticatalanes hacen cosas.»

M. Raj

No es verdad

Yo aquí soy el último en haber llegado.

No es verdad.

Epña tardó 18 años en admitirme como uno más de vosotros. ¡Gracias!

No es verdad.

Juré lealtad al rey, pero ya no recuerdo a cuál.

No es verdad.

Alabé en plaza pública la constitución epñola e hice que constara en acta.

No es verdad.

Antes de venir aquí no era consciente de la importancia del cunnilingus.

No es verdad.

Decidí profundizar en los procesos de aprendizaje de los cuerpos.

No es verdad.

Entendí que la intimidad del cuerpo ajeno es sagrado.

No es verdad.

Me vi desnudo ante la falta de recursos que el heteropatriarcado me había puesto a mi disposición.

No es verdad.

¿Se imaginan ustedes que el cunnilingus pueda entrar en el debate de la campaña?

No es verdad.

¿En serio van ustedes…?

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

Sí.

No es verdad.

No.

Ya está tío: para.

Eso sí es verdad. Es la única verdad necesaria para desvelar el último velo que cubre las miserias de nuestra herencia colonial heterpatriarcal blanca española. Vet aqui la nostra disculpa.

No es verdad.

Por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa.

No es verdad.

La técnica hace al maestro, pero el maestro llega ese nivel técnico, por saber escuchar y adaptar aquello que le han explicado que no está haciendo según lo marca la técnica.

No es verdad.

Siempre hay cosas que aún desconocemos.

No es verdad.

Cuestionemos la moral como y todo lo presente: presentemos la reformulación del noúmeno, sea este uno, o todos.

No es verdad.

No consigo verlo claro.

No es verdad.

Los estados de la naturaleza se han multiversado. Vamos a un mundo con la capacidad de tener al menos nueve alternativas diferentes de las que escoger una que le represente. Y con los otros nueve otros, también deberemos aprender a coexistir: los que vivimos aquí y no tenemos los mismos derechos.

No es verdad.

La vida es una contemplación al abismo y al placer en la misma secuencia, a un giro inoportuno entre gracia y desgracia.

No es verdad.

No tiene Gràcia.

No es verdad.

Soy profeta de montañas, valles, ríos, playas, fauna, flora, mar, tierra y aire.

No es verdad.

Mi padre es el sol.

No es verdad.

Él me habló el otro día y me dijo: baja y dale un giro a ese pequeño pueblo querido elegido: Ticataluña.

No es verdad.

Ticataluña no existe.

No es verdad.

Ticataluña existe.

No es verdad.

Puedes cambiar la percepción de tot plegat.

No es verdad.

Avui m’he aturat al carrer Verdi a sentir a en Tom cantant cóm s’havia anat a dins de la seva nau al límit de l’existencia, i l’haviem perdut per sempre.

No es veritat.

L’he documentat perque justament hi portava la camara amb la que recull el temps i l’espai a dintre de la tirania del enquadrament. Vaig començar a grabar quant ja havia començat la canço. He sentit la necesitat de grabar-ho. I justa al final de la canço, es va acabar l’espai. Tot seguit, baixant de Verdi, en Jordi Cuixart empenyava un Bugaboo a ón viatjaba la seva filla, o fill. Qué bé que estas aquí, li vaig dir. Ell no em va sentir. La seva dona sí, i em va mirar i va fer un gest d’agraïment. La meva veu va sortir, un pel trencada, per l’emoció. Aquest home està a la càrcel per un dia haver pujat a un cotxe de la Guardia Civil i va desconvocar una manifestació popular quant s’escorcollava la Conselleria de Economia, que tenia al cap a Oriol Junqueres, i que un jutge va demanar que s’esbrinés que hi havia alla dins. La separació de poders fent el seu joc de pessos i contrapessos. Un acte democràtic, darrera d’un altre. A les hores, la violencia a ón es va dur a terme?

No és veritat.

A Jordi Cuixart l’ha jutjat el sistema judicial español per sedició i rebelió.

No és veritat.

Jordi Cuixart no tenia un carrec públic en l’administració i era el president de una associació catalana que representa un sentiment d’una comunitat catalana arrelada a la cultura propiament expresada en la correcció gramatical de la nostra llengua, els nostres jocs, els nostres càntics, la nostra poesia, el nostre imaginari social, els nostres fills i filles lliures d’heteropatriarcat, feminicides i feixistes.

No és veritat.

Aquesta ciutat ha sortir molt al carrer. I no veiem clar si estem envoltats de nazis o si sóm l’efecte del nostre propi discrus contradictori. No sabem com sortir d’un bucle nefast que no s’atura, ni va enlloc. I voldriem fotre el camp. I enllegar tot a la merda, collons.

No és veritat.

En Pla hagués considerat un homanot a en Jordi Cuixart. L’associonisme ticatalà és un actiu molt gross d’aquest pais, que molt li deu al POUM, al PSUC, a Omnium i al 15M.

No és veritat.

No vull parlar malament dels meus companys candidats i candidates.

No és veritat.

Vull un futur ón tot això sigui part d’aquest present nou anhelat.

No és veritat.

Vull viure ja en un lloc ple.

No és veritat.

Vull viure bé un dia més.

No és veritat.

Vull veure creixer a la meva filla, als meus pares, a les meves germanes.

No és veritat.

No estarem aquí per sempre. Un dia, tot plegat, to s’acaba.

No éx veritat.

El mon segueix girant quant ja no hi sóm.

No és veritat.

I naltros anem a viure a dins d’un record que continua amb nosaltres.

No és veritat.

Jo sento la presencia dels meus morts.

No és veritat.

Tot just ahir ho parlava amb Jesús.

No és veritat.

Em va dir: ara et toca a tú.

No és veritat.

I li vaig fer un gest al pare.

No és veritat.

Déu Pare va deixar de fer les seves coses al ordinador i em va fer cas, només un momentent, en el que jo vaig tenir un dubte: val la pena?

No és veritat.

I em va dir: tú sabrás.

No és veritat.

I llavors, vaig caure.

No és veritat.

No és veritat, vaig dir.

No és veritat.

És això.

No és veritat.

Tant sols és una il·lusió.

No és veritat.

Tant sols és una canço.

No és veritat.

Tant sols és una ficció.

No és veritat.

Això abans no pasava.

No és veritat.

Ens mirem només el melic.

Naltros sóm diferents.

No és veritat.

Lleguim sovint lliveres, fins i tot la Biblia.

No és veritat.

Avui dia a Internet ho troves tot.

No és veritat.

No hi ha llivres.

No és veritat.

Fins i tot pot haver-hi llivres.

No és veritat.

No hay papel.

No és veritat.

No hay árboles.

No es verdad.

No hay dioses.

Los hay son taoistas que leen a Paz.

No es verdad.

En fin, que me presento. Y que en siete días se ira votar en mi ciudad en medio de la pandemia. No tenemos gobierno. No tenemos director. Todo está en funciones. Todo es apto de ser suspendido por un tribunal. De los tres poderes uno está dominado por los que eligieron a leyes. El otro, un pueblo decide quién le representa para organizar nuestro gobierno común. El último, organiza a un equipo de personas para llevar a cabo un programa. Mi teoría es que podría llegar a un acuerdo social antes con el resto de la sociedad, que habiendo de pasar por cada uno de sus casetas de campaña. Con todo y eso, sería más fácil dialogar sobre mis términos, que no hacerlo sobre los vuestros. Esta es mi gran disidencia política. Consideremos esto el posible efecto de la cultura anarquista que me ha permeado en el cuerpo por haber entendido lo que aquí, en mi cuidad capital, se ha vivido, en varios planos temporales resignificados y sintetizados en un instante, este, en el que vos y yo tenemos una conexión en la que surge, por primera vez, confianza.

No es verdad.

Te creo.

No es verdad.

Abrázame.

No es verdad.

Tengo miedo.

No es verdad.

Todo va salir bien.

No es verdad.

Sí lo es; está aquí.

ALLS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *